¿Cómo afecta la sequía al Canal de Panamá?

Manuel Yagüe

Última actualización: February 22, 2024 | 3 min

El Canal de Panamá, por el que transitan más de 14.000 contenedores de transporte marítimo con una carga combinada de 270.000 millones de dólares al año, es quizá una de las piezas más cruciales del rompecabezas de la cadena de suministro. Pero, ¿Qué ocurre cuando las sequías ralentizan el tránsito de los barcos por este punto crítico para el comercio mundial? En este blog, Manuel Yagüe analiza cómo deben responder las empresas a esta última crisis de la cadena de suministro.

 

New call-to-action

 

Tengo un gran amigo que vive en Panamá. Hace un año estuvimos visitándole y aprovechamos para ver el Canal (las Esclusas de Miraflores).

Cuando salimos de esas magníficas instalaciones, pensé que mi relación con el Canal terminaría con mi visita a Panamá. Los barcos seguirían transitando por esa maravillosa obra de la ingeniería humana que es capaz de unir dos Océanos, evitar millones de millas náuticas, millones de litros de combustible y multitud de días de travesía a las embarcaciones que transportan mercancías.

Sim embargo, en las últimas semanas esta infraestructura ha irrumpido con fuerza en las vidas de todos los profesionales de la cadena de suministro debido a la sequía extrema que azota al país centroamericano y que ha provocado que el tránsito de embarcaciones sea mucho menos fluido de lo habitual.

Llegados a este punto, todos debemos tener en cuenta el impacto que esta situación tiene en nuestro stocks y pensar en cómo gestionarla de la forma más eficiente posible.

 

El Canal de Panamá en cifras

Antes de profundizar en lo que ha sucedido en el Canal de Panamá y cómo está afectando al transporte de mercancías global, es interesante que repasemos algunas cifras muy ilustrativas de la envergadura de esta infraestructura y su papel en el comercio internacional.

  • A pesar de las numerosas disrupciones en la cadena de suministro, el Canal de Panamá batió un récord de tráfico de buques en su año fiscal 2022 (que va del 1 de octubre de 2021 al 30 de septiembre de 2022). Este récord de actividad se tradujo en un tránsito de 14.239 barcos, 897 buques más en términos interanuales.
  • La recaudación del Canal de Panamá también alcanzó su máximo histórico: 3.028 millones de dólares.
  • Alrededor del 6% del comercio mundial pasa por el Canal de Panamá.
  • 518,8 millones de toneladas cruzaron el Canal.

Todas estas cifras colocan al Canal de Panamá como uno de los pasos vitales para el buen funcionamiento del comercio internacional y de la economía global, junto con otras infraestructuras como el canal de Suez o vías como los estrechos de Ormuz y de Malaca.

Situacion Actual Del Canal De Panama

 

¿En qué situación se encuentra el Canal de Panamá ahora?

A grandes trazos, la situación actual en el Canal de Panamá es que el tráfico de barcos se ha ralentizado como consecuencia de la sequía que sufre el país. De esta manera, se ha reducido el tráfico diario de 38 a 32 embarcaciones por lo que el tiempo de demora alcanza ya los 22 días. Esto supone que ya se tarda el mismo tiempo en recorrer el Canal de Panamá que en dar la vuelta al continente americano por el cono sur.

Como consecuencia de esto, en las últimas semanas se ha producido una acumulación de barcos esperando para cruzar el canal -en ambos sentidos- muy superior a la habitual. De hecho, el pasado agosto el tiempo de espera para entrar en el canal era un poco superior a los 11 días, mientras que en el mismo mes de 2022 tan solo era necesario esperar en torno a los 3 días.

Los efectos del cambio climático sobre la cadena de suministro

Sin duda el cambio climático es uno de los mayores retos de nuestra era. Se trata de un fenómeno que tiene potencial para alterar absolutamente todo. Y la supply chain evidentemente no es una excepción. Estos son algunos de los efectos que el cambio climático puede tener sobre la cadena de suministro

Eventos climáticos extremos

Es el efecto más evidente y en el que se enmarca la actual situación en el Canal de Panamá. El aumento de las temperaturas globales ha llevado a un incremento en eventos climáticos extremos, como huracanes, inundaciones, sequía… Estos eventos pueden interrumpir las operaciones de la cadena de suministro al dañar infraestructuras, como carreteras, puertos y almacenes, canales… y retrasar o dañar los envíos de mercancías.

Aumento en los costes operativos

La necesidad de adaptarse a condiciones climáticas cambiantes y extremas provoca aumentos en los costes operativos en la cadena de suministro. Esto puede incluir inversiones en infraestructura resistentes al clima, seguros más caros y gastos adicionales para garantizar que las operaciones continúen sin problemas durante los eventos climáticos.

Regulaciones más estrictas

Los gobiernos y las organizaciones internacionales están implementando regulaciones más estrictas relacionadas con la sostenibilidad y las emisiones de carbono. Las empresas pueden verse afectadas por estas regulaciones, lo que requiere cambios en la forma en que operan y en sus cadenas de suministro.

Variabilidad en la producción agrícola

El cambio climático afecta a la producción agrícola al alterar los patrones de lluvia y las temperaturas. Esto puede dar lugar a cosechas menos predecibles y pérdidas de cultivos, lo que impacta en la disponibilidad y los precios de los alimentos y otros productos agrícolas en la cadena de suministro. Para muestra, un botón. Solo hace falta echar un vistazo al increíble incremento del precio que ha experimentado del aceite de oliva en el último verano en España, en gran parte debido a las malas cosechas provocadas por la falta de lluvias y las altas temperaturas.

 

Consecuencias de la sequía del Canal de Panamá en la gestión de stock

Llegados a este punto puede que te preguntes, ¿cómo afecta todo esto a mi gestión de stock? Bien, si eres un profesional de la supply chain serás más consciente que nadie de las sucesivas crisis de aprovisionamiento que venimos sufriendo recientemente. La pandemia de coronavirus, el atasco del Canal de Suez, la guerra de Ucrania, ahora la mencionada ralentización del Canal de Panamá…

Pues bien todas ellas tienen consecuencias similares sobre la cadena de suministro.

Se imponen las compras ‘por si acaso’

Todas las disrupciones mencionadas han venido a reforzar el modelo de aprovisionamiento Just in Case (por si acaso) en vez del modelo Just in Time (justo a tiempo). En otras palabras, muchas empresas se aprovisionan de más por si surge algún evento inesperado. Esta estrategia puede salir bien o puede salir mal. Tengo amigos que juegan a la ruleta y también hay veces que ganan… Pero sin duda estás a merced de la suerte.

Más allá de las compras especulativas, las anteriores crisis nos han enseñado el riesgo de que estas adquisiciones Just in Case se transformen en un dañino efecto látigo. La demanda regular del mercado se transforma en olas de demanda que provocan que el aprovisionador no sepa muy bien a lo que se enfrenta y acabe inflando sus previsiones y, por ende, sus aprovisionamientos. El resultado de esto son excesos de stock que penalizan los inventarios y que acaban en productos obsoletos en muchas ocasiones.

Incremento del Lead Time

El incremento en los tiempos de entrega también es una consecuencia común en las disrupciones de la supply chain. En el caso del Canal de Panamá se ve de forma muy clara, ya que un barco ha pasado de esperar a alrededor de 3 días para acceder a la infraestructura a más de 11 días.

Cuanto más tiempo tarda un barco en pasar por el Canal, mayor es el tiempo global de entrega de los productos. Cuando los tiempos de entrega de las mercancías aumentan, también lo hace el stock de ciclo (debo pedir para más tiempo) y el stock de seguridad (hay más posibilidades de retraso). De esta manera, vemos que se incrementa el stock y el valor de la inversión que hacemos en el mismo.

Incremento generalizado de los precios

Este problema de suministro lleva aparejado inevitablemente un incremento de los precios. ¿Y qué ocurre si el valor de las mercancías sube? Pues que necesito una mayor inversión o reducir mi stock para no incrementar la inversión en activo o capital circulante.

Siguiendo con la derivada de la inflación… ¿Cuál es la medida natural de los gobiernos y los bancos centrales para contener los precios? Pues subir los tipos de interés, lo que también fuerza a aumentar el valor de mi inversión en inventario.

En caso de no ser capaces de incrementar la inversión en stock, la reducción de artículos en el inventario supondrá lo siguiente:

Reducción forzosa de referencias del surtido

Reducir la cantidad de artículos que ofrezco en mi surtido. Dejar de tener en stock algunos artículos y trabajarlos contra pedido. La famosa frase de “no lo tengo ahora, pero se lo pido y lo tiene usted aquí en unos días” es producto de trabajar contra pedido.

Reducción forzosa de stocks para productos del surtido

Reducir la cantidad de unidades que tengo de mis artículos, lo que puede redundar en bajar el nivel de servicio que ofrezco a mis clientes. ¿Cómo debería llevar a cabo una medida de este tipo? Pues clasificando mis artículos de más a menos importantes –clasificación ABC- y reducir cobertura de los menos importantes. De esta manera, mis clientes se verán menos impactados por esta medida.

 

Consejos para afrontar la crisis del Canal de Panamá

A partir de las tres reflexiones que he planteado, ante fenómenos como la ralentización del Canal de Panamá, podemos extraer algunas conclusiones:

En la medida de lo posible, evita aprovisionarte Just in Case

Las estrategias del Just in Case pueden provocar que nos aprovisionemos de lo que no debemos y acabemos con el almacén saturado de producto que acabará teniendo que ser liquidado a base de promociones.

Cúbrete frente al efecto látigo

Cuidado con el efecto látigo ante este tipo de fenómenos de disrupción en la cadena de suministro. Debes prevenir esta distorsión con modificaciones en la demanda registrada o sacando de la serie histórica los periodos de demanda anómalos

Revisa tu política de proveedores

Debes tener en cuenta los largos Lead Times de determinados proveedores que hacen crecer los inventarios de forma desmesurada. ¿Has explorado proveedores alternativos? ¿Te ves capaz de alcanzar acuerdos con ellos para que sea el proveedor quien acumule el stock cerca de tus instalaciones?

Inflación y tipos de interés altos, dos fenómenos a tener en cuenta

Cuidado con la inflación y con los altos tipos de interés. Ambos fenómenos incrementan el coste del capital circulante. Hay que buscar con detenimiento fórmulas que permitan reducir esta cifra con medidas quirúrgicas que no impacten el nivel de servicio a los clientes

De esta manera, y tras todas estas reflexiones, no puedo evitar pensar: “Vaya con la globalización del planeta…¡Ojalá mi historia con Panamá se hubiera quedado con la visita a mi amigo!”.

¿Cómo afecta la sequía Canal de Panamá al comercio?

El Canal de Panamá, una arteria vital para el comercio global, enfrenta graves interrupciones debido a las condiciones de sequía severa en Panamá. Estas interrupciones están causando retrasos y desafíos para las operaciones de la cadena de suministro.

El papel crítico de esta infraestructura en el comercio global: Por el Canal de Panamá circulan más de 14.000 embarcaciones anualmente, transportando mercancías por un valor de 270 mil millones de dólares. Representa alrededor del 6% del comercio mundial y desempeña un papel crucial en el comercio internacional.

Impacto del cambio climático: El cambio climático es un reto creciente para las operaciones de la cadena de suministro. Eventos climáticos extremos, como la sequía que afecta al Canal de Panamá, pueden dañar las infraestructuras, retrasar los envíos y aumentar los costes operativos.

Crisis similares en la cadena de suministro: Las interrupciones en el Canal de Panamá forman parte de una serie de recientes crisis en la cadena de suministro, que incluyen la pandemia de COVID-19, el bloqueo del Canal de Suez y el conflicto en Ucrania.

Efecto látigo: El exceso de provisiones del modelo “Just in Case” puede dar lugar al efecto látigo, causando un exceso de stock y productos obsoletos, lo que afecta al nivel de inventario y a la eficiencia financiera.

Aumento en el tiempo de entrega y los precios: Los retrasos en el Canal de Panamá tienen como consecuencia tiempos de entrega más largos, lo que aumenta los niveles de inventario cíclico y stock de seguridad. Esto, a su vez, se traduce en precios más altos para los productos.

Medidas estratégicas: Para abordar estos desafíos, se aconseja a los profesionales de la cadena de suministro que vigilen el exceso de stock, mitiguen el efecto látigo, revisen las políticas de los proveedores para reducir los tiempos de entrega y desarrollen estrategias para reducir los costos de capital circulante sin comprometer el servicio al cliente.

Resiliencia en tiempos de incertidumbre: Las interrupciones en el Canal de Panamá ponen de manifiesto la necesidad de que, para incrementar su resiliencia, las empresas deben prepararse para los efectos del cambio climático y para una cadena de suministro más volátil.

New call-to-action

Seleccione su ubicación para ver el contenido específico de su país

x